Guía útil de supervivencia y adaptación para universitarios que vienen a estudiar a Madrid

Consejos e información sobre descuentos, transporte, propuestas culturales y de ocio o joyas ocultas la ciudad en general para no morir en el intento de hacerse a la nueva vida en la capital

Finales de agosto, principios de septiembre. Después de Selectividad y de un verano que es también el nexo entre dos etapas vitales, miles de estudiantes comienzan a llegar y descubrir Madrid. Quizá algunas ya habían venido un fin de semana, incluso varias veces. Otros, en cambio, jamás han salido de su pueblo y no acaban de comprender la dinámica de una ciudad tan vasta. Lo que probablemente comparten la mayoría son miedos, ilusiones y dudas. Muchas dudas.

No todas estas incertidumbres tienen que ver con la propia ciudad, a fin de cuenta la universidad o la independencia son dos temas cuanto menos complicados. Pero seguro que muchas sí, y en esta guía útil vamos a intentar aportar luz sobre algunos asuntos que cualquier universitario recién llegado a la capital agradecería tener bien explicaditos. A continuación, algunos consejos para matricularte en la vida madrileña.

Abono joven de transporte

En Madrid hay muchas cosas caras, pero el transporte público para los jóvenes por suerte no es una de ellas. Eso sí, hay que saber de qué ventajas aprovecharse. No serías el primero que se pasa su primer año en Madrid recargando viajes en lugar de utilizar el abono joven…

La tarjeta de transporte (personal e intransferible) tiene un coste de 4€ y puede adquirirse online o, mediante cita previa, en una de las Oficias de Gestión en Madrid. Hasta los 26 años, no incluidos, la recarga por 30 días (que puede efectuarse en las máquinas habilitadas de cualquier estación de Metro o en la app Tarjeta Transporte) vale 20€. Y ojo: si cuentas con el descuento de familia numerosa puedes añadirlo para que salga todavía más tirado.

Desde el 1 de septiembre y hasta el 31 de diciembre de 2022 ese precio se reduce a la mitad gracias a la bonificación del 30% efectuada por el Gobierno central, ampliada al 50% por el autonómico, así que el transporte público mensual se queda en 10€.

Boca de Metro de la estación Ciudad Universitaria, junto a la Facultad de Medicina de la Universidad Complutense de Madrid. Metro de Madrid

Este abono joven incluye todas las zonas tarifarias de Metro y Metro Ligero, autobuses y Cercanías. Vamos, que te permite ir de escapada hasta Toledo o Guadalajara un finde tonto. O subir hasta la sierra.

JOBO

El Joven Bono Cultural es una iniciativa municipal que pretende incentivar el acercamiento de la gente joven a los espacios culturales. Para ello, reserva un cupo de entradas gratuitas en teatros y salas dependientes del Ayuntamiento a menores de entre 16 y 26 años (una vez más). No hace falta estar empadronado en la ciudad, solo registrarse en la web Madrid Destino, desde donde también se adquieren las localidades.

Esta promoción es válida solo de lunes a viernes, incluidos los festivos, pero en ningún caso los sábados y domingos. Hasta mayo, estaban suscritos a JOBO el Teatro Español, Naves del Español en Matadero, Teatro Fernán Gómez-Centro Cultural de la Villa, Centro de Cultura Contemporánea Condeduque, Teatro Circo Price y Cineteca.

Ahora se han sumado varios teatros privados, aunque con limitaciones y más dificultades a la hora de conseguir entradas (aquí explicamos cómo hacerlo): Luchana, Lara, Alfil, Santa Isabel, Arlequín Gran Vía, La Latina o Reina Victoria, además de otros lugares como el Espacio Ibercaja Delicias.

Carné Joven

El Carné Joven de la Comunidad de Madrid es útil para conseguir descuentos y ventajas en un montón de espacios y servicios distintos. En algunos te sirve el de tu universidad, pero para evitar posibles problemas el Carné Joven es una garantía. Desde abaratamiento en el precio de billetes de tren hasta entradas gratuitas o reducidas a museos (todos estos), su periodo de validez se extiende de los 14 a los 30 años.

Obtenerlo es muy sencillo, puedes hacerlo online o presencialmente en la Oficina Joven de la Comunidad de Madrid, situada en Moncloa, así como en el resto de oficinas municipales de la región y en cualquier sucursal de CaixaBank. El proceso es gratuito y, además de la tarjeta física, te permite disponer de una versión digital de ella.

Otros descuentos culturales para jóvenes o estudiantes

Las instituciones culturales suelen ofrecer otros descuentos propios enfocados al público joven. Es el caso del Teatro Real. Para los menores de 26 años, el precio de las localidades de ópera y danza en el Área Joven será de 20€ para todas las funciones de la temporada. Para jóvenes entre 26 y 35 años el precio será de 30€ en la misma zona en todas las funciones.

Además, los más pacientes pueden aprovecharse de Último Minuto, que pone a disposición de la audiencia juvenil las localidades que no se hayan vendido el mismo día de la función. Ahora esta opción se abre a la venta online para para facilitar el acceso y evitar aglomeraciones en el vestíbulo del Teatro Real. Para los menores de 26 años, el precio es 20€, esta vez en cualquier zona del Teatro. Los jóvenes entre 26 y 35 años inclusive podrán acceder a ellas por solo 35€.

Las entradas de Último Minuto online, sujetas a disponibilidad y condiciones, se podrán adquirir desde las 14.00 del día de la función para Amigos Jóvenes y desde las 16.00 para el resto de jóvenes. 

En el Cine Doré de Filmoteca Española, una preciosa sala que muestra grandes películas de hoy y de siempre, los estudiantes de cualquier grado universitario también tienen descuentos: la entrada para una sesión pasa de 3€ a 2€, el abono de 10 se reduce de 20€ a 15€ y el anual (que permite acudir a un número ilimitado de pases durante doce meses) se queda en 30€ por los 40€ originales.

Fiestas populares

Pero en Madrid también es posible culturizarse de formas más festivas: conociendo de primera mano la idiosincrasia tradicional, folclórica y hasta sociológica de la ciudad. Porque los pubs y las discotecas están bien, pero no descubrir los saraos “a la madrileña” es un pecado en el que han caído muchos estudiantes.

En Hoy Se Sale (la sección de agenda y cultura de Somos Madrid) puedes consultar el calendario de fiestas populares de este 2022, todavía llegas a varias (La Melonera en septiembre o las del Barrio del Pilar a comienzos de octubre son altamente recomendables) y además puede servir para orientarte de cara al próximo año.

En los últimos tiempos estas fiestas castizas se han convertido en un auténtico crisol generacional también en los artistas participantes: el chotis se mezcla con la electrónica, el rap, el indie y hasta el pop algo desfasado de glorias ochenteras. Un vistazo al programa de conciertos del último San Isidro, una de las grandes celebraciones de la ciudad, da cuenta de ello.

Si no te hemos convencido para descubrir alguna de estas fiestas, quizá lo hagan los jóvenes con los que hablamos para que nos contaron las experiencias de su generación con ellas y en ellas con motivo de San Lorenzo, San Cayetano y La Paloma. Ya te irás familiarizando con todos estos nombres, no te preocupes.

Joyas de la ciudad más allá de lo típico

Si vienes a estudiar a Madrid significa que tarde o temprano te tocará enseñar la capital a familia y amigos. Llevarles a la Puerta del Sol, la Plaza Mayor, el Palacio Real o el Retiro puede estar bien para la primera visita, pero de tanto repetir el recorrido llegará el momento en el que te lo conozcas mejor que el piso compartido que has encontrado para subsistir estos meses o la residencia universitaria en la que te sangran la pasta.

Para lucirte como improvisado guía, pero también para tu disfrute personal, es importante conocer lugares no tan célebres de la ciudad. Por ejemplo, puedes cambiar el Retiro por Casa de Campo, a la que llegas en transporte público o incluso vía teleférico y que cuenta con un precioso lago donde también hay barquitas (para las cuales puedes conseguir entradas online y evitar así colas). Madrid Río, el Parque Tierno Galván o la Dehesa de la Villa son otras alternativas para respirar verde en la capital.

También puedes darle una vuelta a los museos más emblemáticos. CaixaForumla Sala de exposiciones Canal de Isabel IIMatadero o El Águila son otros lugares que merece la pena visitar tanto por las exposiciones que albergan como por los propios espacios culturales que conforman. Y si quieres ir de persona enterada además fuera de lo obvio en Madrid, echa un ojo a esta colección de rutas alternativas que te proponemos.

Todo esto sin mencionar otros municipios de la región donde más te vale hacer una escapadita si los exámenes lo permiten (aquí es donde hay que aprovechar ese abono joven). Alcalá de Henares, Aranjuez, El Escorial, la piscina natural de Buitrago de Lozoya o pueblitos encantadores como Patones son algunas opciones que merecen la pena.

Vermut y tapita de aceitunas en Casa Camacho. Somos Madrid

Comer bueno y barato (sí, también beber)

Porque no todo va a ser la cafetería del campus. En Madrid hay una oferta gastronómica de todo y para todos, también para todos los bolsillos. Aquí recopilamos algunos locales bastante asequibles en Malasaña y Lavapiés donde comer, cenar, tapear (la mayoría de bares ponen tapa con la consumición, aunque no sean muy generosas) y lo que surja.

También hay oportunidades especiales para degustar un poco de todo a precios bastante razonables en las Rutas de la Tapa, como la de Tetuán, la de Prosperidad o la de El Pardo. Las promociones, por supuesto, no se olvidan de la cerveza.

Para seguir orientándote entre estas alternativas para otro finde de macarrones con tomate puedes consultar algunos de nuestros artículos dedicados a la cocina, la bebida o la repostería en Madrid: gazpachotorrijasheladosvermut

Y una última recomendación: si no quieres perderte ningún plan cultural o de ocio en la capital sigue lo que se cuece en Madrid a través de Hoy Se Sale y sus redes sociales. Esta sección de planes gratis en Madrid, por ejemplo, te puede interesar.

Fuente: Guillermo Hormigo en eldiario.es
Foto portada: principe-sad en pixabay.com

.
Share