Absueltas las activistas de Feminismos Tetuán acusadas por Hazteoir

El juzgado considera que no hay pruebas de que ellas fueran quienes pintaron la fachada del local del grupo antiabortista en la víspera del 8M de 2021

activistasfeministas
Feministas a la salida del juicio / David F. Sabadell

Las cuatro detenidas de Feminismos Tetuán en la víspera del 8M de 2021 han sido absueltas de la acusación de haber realizado pintadas en el local de Hazteoir enfrente de la clínica de salud sexual Dator. Las activistas tenían en contra la declaración de un policía que les detuvo y una grabación de dos vigilantes de Hazteoir de la noche del suceso. Por contra, en ningún momento los dos vigilantes del local las identificaron, explicaron que pensaron que eran hombres y que no se correspondían en número con las detenidas. También que iban por un camino que no tenía que ver con el del local de Hazteoir.

Precisamente eso es lo que apunta el auto de resolución. “No se puede afirmar que habíamos sido nosotras, porque nadie nos reconoció allí y porque es creíble que fuéramos por el otro camino”, explican desde Feminismos Tetuán. Y es que las cuatro activistas fueron detenidas en la calle cuando volvían de preparar las pancartas para el 8M y, como ellas explican, por eso llevaban pintura con ellas. El policía las detuvo y solo en la comisaría fueron informadas de qué les acusaban. El testimonio del agente, como denuncian las detenidas, tenía mucho peso por la aplicación de la Ley Mordaza.

El policía las detuvo y solo en la comisaría fueron informadas de qué les acusaban. El testimonio del agente, como denuncian las detenidas, tenía mucho peso por la aplicación de la Ley Mordaza

“Queremos agradecer a las compas de otras asambleas que nos han estado apoyando en este proceso y que demuestra que con la lucha y el apoyo mutuo se puede conseguir pequeños logros”, explica una portavoz a El Salto en reacción por el auto de absolución. Desde Feminismos Tetuán se destaca el daño que se ha hecho a las acusadas ya que han estado casi tres años pendientes del juicio, con la incertidumbre y ansiedad que esto genera. Tanto en la primera vista, aplazada, como en la que finalmente se llevó a cabo a finales del pasado mes de enero, las acusadas han estado apoyadas por otras asambleas y organizaciones feministas.

“Han sido casi tres años y es una alegría saber que hemos conseguido ganar”, explican aunque destacan que el acoso a las clínicas de salud reproductiva y sexual sigue por parte de los grupos ultras pese a las leyes. La apertura del local de Hazteoir que fue vandalizado no era casual. Lo inauguraron el propio 8 de marzo justo enfrente de la clínica Dator, uno de los primeros lugares autorizados para hacer abortos voluntarios en España y que más hostigamiento sufre de los grupos contrarios a los derechos de las mujeres a decidir sobre su propio cuerpo. Por eso, tanto por parte de l movimiento feminista como de las clínicas se pide una zona de seguridad, que estos grupos no respetan con actividades como vigilias, rezos colectivos, reparto de octavillas o directamente asaltar a las mujeres que entran o salen de estos lugares.

Desde Feminismos Tetuán se destaca el daño que se ha hecho a las acusadas ya que han estado casi tres años pendientes del juicio, con la incertidumbre y ansiedad que esto genera

Este juicio y otros abiertos al movimiento han hecho que sean muchas personas quienes hablen de represión contra el feminismo. Mientras se sigue permitiendo el acoso de los ultras a trabajadoras o pacientes de las clínicas, se actúa con la Ley Mordaza contra las activistas pro derechos que quieren garantizar la ley, aseguran. Por eso, esta absolución supone mucho más que un asunto de las acusadas: “Ahora -explica una portavoz de Feminismos Tetuán- a seguir con la lucha, tanto feminista como otros. Que no nos gane la extrema derecha y los que están en contra de los derechos de las personas”.

Fuente: Laura L. Ruiz en elsaltodiario.com

También podría interesarte