28.000 familias en espera de vivienda social y el Ayuntamiento vende parcelas para viviendas libres

  • El PSOE impugnará en tribunales el “atropello” de la venta de suelo público municipal para promoción privada
  • El Ayuntamiento vende parcelas para 240 viviendas libres pudiendo edificar pisos protegidos
  • El edil socialista Pedro Barrero defiende la función del patrimonio municipal para facilitar la vivienda digna, que considera “un bien de trascendencia constitucional”
  • Se sospecha que parte de los ingresos procedentes de la venta se dediquen a gasto corriente y no a inversión, algo expresamente prohibido por la ley

El Ayuntamiento de Madrid vuelve a colgar el cartel de “se vende” en parcelas de propiedad municipal en las que se podrían levantar 240 pisos protegidos. El PSOE ha anunciado que impugnará la venta e intentará pararla como medida cautelar, ya que considera que la vivienda, “un bien de trascendencia constitucional”. El concejal socialista Pedro Barrero, portavoz de su grupo en la comisión de Desarrollo Urbano, cree que con 28.000 familias en lista de espera para una vivienda social, supone un “atropello”.

“Hay 28.000 familias solicitantes de vivienda protegida, una auténtica emergencia social en Madrid, y la capital no debería vender suelo público al mejor postor sin intentar al menos usar el patrimonio del que dispone para paliar la situación actual”, ha explicado Barrero. Por ello, el PSOE impugna la venta y además solicita en su escrito la paralización del concurso como medida cautelar. Con ello se intenta “evitar que esas parcelas sean adquiridas para un fin que el propio ordenamiento jurídico prohíbe, y procurar que sí sean para el  uso social que si establece la legislación”

A su juicio y conforme a la jurisprudencia anterior y las leyes vigentes, “el patrimonio municipal del suelo sirve para acercar a los ciudadanos y ciudadanas de Madrid un bien de transcendencia constitucional, como es la vivienda y acercarla a los sectores de la población más desfavorecidos”. Aunque las parcelas pueden venderse para edificar vivienda libre, nada obliga a hacerlo “y la EMVS podría construir en ese suelo más de 240 viviendas”.

“En este momento”, explica Barrero, “el Ayuntamiento no necesita liquidez ni financiación y vender este suelo no está justificado, mientras la demanda de vivienda social es una necesidad imperiosa”. Así lo demuestran los datos del propio Ayuntamiento: más de 28.000 familias están inscritas en el Registro permanente de solicitantes de vivienda de la EMVS. El mayor crecimiento de la demanda se ha producido entre los jóvenes, con un incremento de hasta el 65% en 12 años.

Hay remanentes de sobra

Ante esta situación, el PSOE basará su impugnación de la venta en que el hecho de que cabe la promoción de viviendas protegidas sobre suelo calificado para vivienda libre, “contrariamente a lo que los gestores del Ayuntamiento, de manera restrictiva, vienen negando”. Además, en la documentación del Inventario del Patrimonio Municipal de Suelo sobre estas parcelas, no consta su calificación como viviendas destinadas a uso libre.

Además, el PSOE considera que no está justificado enajenar parte del Patrimonio Municipal del Suelo del Ayuntamiento cuando no necesita financiación extra ya que el Remanente Líquido de Tesorería del último ejercicio es superior a los 870 millones de euros. Además, en la Memoria justificativa de la enajenación del suelo no realizan la justificación de la innecesariedad de los suelos tal y como obligan los arts. 131 y 138 de la Ley 33/2003 del Patrimonio de las Administraciones Públicas

El antecedente del IVIMA

En la polémica de la venta de las 3.000 viviendas del IVIMA, las Sentencias del Juzgado Contencioso-Administrativo nº29 y el TSJM, ratificadas por el TS, vinieron a declarar nulas dichas enajenaciones, dado que el IVIMA nunca había explicado ni justificado la innecesariedad de dichas viviendas.

Por último, y dado que no se aceptaron las enmiendas formuladas por el Grupo Municipal Socialista en la tramitación del Presupuesto de este año, existe un desfase de 25.122.987 € entre los ingresos provenientes del Patrimonio Municipal de Suelo que suponen un total de 85.225.246 € y los Proyectos con financiación afectada que suponen un importe total de 60.102.259 €. Esto indica que los ingresos de 25.122.987 € podrían terminar financiando gasto corriente, en contra de lo que establecen las disposiciones legales respecto a los Patrimonios Municipales de Suelo. Fuente: psoeaytomadrid.es


Tres concursos y 67 millones de euros

La venta impugnada por el PSOE forma parte del tercer concurso iniciado en 2021 para la venta de suelo municipal. El primero fue publicado en el mes de enero e incluyó 17 parcelas para la construcción de viviendas en régimen de cooperativa. Estaban distribuidas en varios distritos, con superficie suficiente para levantar un centenar de pisos y con ellas pensaba obtener unos 12 millones de euros. Sin embargo, la oferta no resultó atractiva y solo consiguió recibir una oferta, así que los otros 16 terrenos quedaron libres. El área que dirige Manuel Fuentes anunció que analizaría lo que había sucedido y estudiaría volver a licitar el resto, previsiblemente a precios menores.

El proceso de venta de estas parcelas, que afectaba a varios espacios comunitarios como el Solar de Matilde en Carabanchel o el antiguo espacio Ganando Metros en Tetuán, fue muy criticado en algunos distritos de Madrid por considerar sus vecinos y organizaciones que los solares se deberían haber utilizado para levantar viviendas púbicas. “El Ayuntamiento quiere malvender nuestro barrio”, denunciaron desde Carabanchel o Vallecas cuando se conoció la enajenación de los solares municipales.

El segundo concurso, destinado a la construcción de chalets sobre suelo municipal, está todavía abierto y ha puesto a la venta 38 parcelas públicas, situadas en Moncloa-Aravaca, Fuencarral, Hortaleza y Villa de Vallecas. Con ellas se espera recaudar unos 25 millones de euros y que se construyan hasta 83 casas unifamiliares. Con esta tres operaciones de venta de suelo público, el Ayuntamiento espera que se construyan 421 viviendas y recaudar hasta 67 millones de euros, que deberán ser destinados “a la conservación y ampliación del Patrimonio Municipal del Suelo”, según explica la normativa vigente. Fuente: @_somosmadrid en eldiario.es

También podría interesarte