PSOE Madrid | Mar Espinar: “Es una obscenidad política dedicar el pleno a hablar de Cuba, Venezuela o el Procés, aquí se viene a hablar de Madrid y de sus problemas, y a aportar soluciones”

  • La edil recordó que Almeida se comprometió a celebrar una junta de portavoces extraordinaria sobre este tema, sin que el alcalde haya cumplido su promesa
  • “Filomena, la contaminación, los servicios públicos, el deterioro urbanístico, las desigualdades sociales son los temas que deberían concentrar toda su actividad”, ha subrayado

La portavoz socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Mar Espinar, ha exigido al alcalde que el pleno se dedique íntegramente a solucionar los problemas de los madrileños: “Nuestras competencias están en Moncloa-Aravaca, Hortaleza, Vicálvaro, Chamberí, Fuencarral, Villa de Vallecas, Centro, Latina, Salamanca, en los 21 distritos de nuestra ciudad”. En su respuesta a la comparecencia de Almeida solicitada por el PSOE, Espinar ha insistido en que “ese es nuestro pedazo de mundo, aquí es donde podemos dar lo mejor que tenemos”. A su juicio, la deriva hacia temas que no tienen nada que ver con Madrid es “indigna” y creciente, por lo que ha recordado a todos los ediles que “aquí se viene a hablar de Madrid y de sus problemas, se viene a aportar soluciones”.

Para Mar Espinar, resulta peligroso que el Ayuntamiento de Madrid, y especialmente el pleno, “cada vez dedica menos tiempo a Madrid y a sus problemas”, lo que da la sensación de que algunos ediles utilizan el pleno “como megáfono partidista”. “Necesitamos un alcalde que sea alcalde y no portavoz de comunicación del PP, necesitamos concejales que no jueguen a diputados nacionales trayendo a este pleno temas que no corresponden a la ciudad de Madrid, necesitamos políticos que no tensionen nuestra convivencia”, ha subrayado.

Esta situación se ha acentuado desde hace un año y alcanzó su cénit el pasado mes de julio: “Tenemos tantos problemas locales a los que enfrentarnos que me parece una obscenidad política hablar aquí de Venezuela, de Cuba, de Cataluña, del Gobierno central, de televisión española”, ha indicado, “los madrileños son nuestros jefes, esto no es un bar donde se puede sacar cualquier tema, nuestra jurisdicción acaba en Madrid y San Isidro, patrón de la ciudad, nos lo dice bien claro: a dios rogando y con el mazo dando”, y ha advertido: “A ver si es que alguno de ustedes ha entendido mal lo del mazo y se piensa que sirve para golpear a otras administraciones, a otros países, a otros problemas que no son los nuestros”.

Concejales y diputados

Espinar ha recordado que “algunos de ustedes, además de concejales son diputados. Enhorabuena. ¿Qué proposiciones llevan al congreso? ¿Que las calles de Madrid están sucias, que BiciMad es un despropósito? Trabajen allí y respeten este pleno”.

Tras recriminar a la ultraderecha su más acusada tendencia a traer más iniciativas impropias al pleno, Espinar ha mostrado su deseo de “sacar hoy un compromiso trasversal de responsabilidad y autocontrol. Es bueno controlar la ira y el odio, pero mejor todavía es controlar la demagogia: dejemos de perder el tiempo y centrémonos en Madrid”.
“Mire, cuando tomé posesión como Portavoz del Grupo Socialista me reuní con usted, le comenté el problema que traigo hoy a aquí, me dijo que lo compartía”, ha recordado Espinar, “le propuse una Junta de Portavoces extraordinaria para hablarlo, y le pareció perfecto. Se lo volví a recordar días después y sigo esperando esa Junta. Ahí es cuando caí en la cuenta de que en realidad no quiere que hablemos de los problemas de los madrileños. No quiere que se hable de esto”. Por eso ha solicitado al pleno que “dejemos por unos instantes a Pedro Sánchez tranquilo y pongámosles rostros a los vecinos que no pueden dormir por las noches porque las terrazas se han convertido en una pesadilla vecinal debido a una gestión tan permisiva que parece clientelar”.

Ha enumerado otros problemas que todavía no han recibido la atención merecida por parte del Gobierno municipal de PP y Ciudadanos: la suciedad, la contaminación, el abandono de Bicimad y de otros servicios públicos. “Para hacer sencillamente lo que es nuestro trabajo, necesitamos el ejemplo de alguien concreto”, ha enfatizado Espinar, “si esa persona asume que Madrid es su mundo político, los demás podremos volcarnos en apoyarle o criticarle. Convertiremos este mandato en un ejercicio democrático muy recomendable para la salud política de nuestra ciudad”.

De alcalde a Señor Lobo de Casado

Esa persona debería ser el alcalde, pero, a juicio de la portavoz socialista, tiene tantas tareas como alcalde, “señor Lobo del PP de Casado, y adversario devaluado de Ayuso por el PP de Madrid”, que “tanta carga no es buena para nadie, y en algún momento decidió que lo más hábil era hablar de todo menos de lo que ocurre en Madrid. Y en cada intervención, en cada acto institucional, algún chiste y algún dardo al Gobierno de la nación para que se hable de todo menos de lo que debería interesarnos”.

Espinar ha invitado a Almeida a usar “las cualidades que usted posee, su inteligencia y simpatía, su espontaneidad y proximidad, incluso sus ideas liberales, equivocadas para esta humilde portavoz socialista, use todo lo que tiene para ser alcalde: utilice sus poderes para hacer el bien y deje en casa el traje de supervillano del PP para ponerse el uniforme de servidor público”.

Tras asegurar que “Madrid nos necesita a todos y algunos están utilizando esta ciudad para sembrar la confrontación”, Espinar ha pedido un “compromiso responsable” para hacer una política municipal que hoy está “sepultada en el oportunismo”. “Pongamos punto y final a una inercia indigna: trabajemos juntos, peleémonos unos con otros, lleguemos a acuerdos, pero siempre teniendo en cuenta a Madrid”, ha concluido.
Fuente: psoeaytomadrid.es

También podría interesarte