Sanitarios cargan contra el plan de Ayuso de permitir citas en cualquier centro de salud ante la saturación de la primaria

Asociaciones sanitarias y sindicatos médicos rechazan la medida al considerar que se trata de “un parche” que va en contra de la continuidad de la atención a los pacientes

ayusoOsanidad

En Madrid, pedir cita con tu médico habitual de Atención Primaria tiene una lista de espera de entre diez días y dos semanas. La saturación en los centros de salud que denuncian desde hace años los profesionales, que fueron a una huelga de cuatro meses para exigir la contratación de más personal, ha sido contestada por la Consejería de Sanidad con una medida que no convence a los sanitarios, que denuncian que de nuevo se trata de “un parche” que va en la línea de “desmantelar” poco a poco la Atención Primaria en la región.

Según avanzó este lunes la consejera de Sanidad, Fátima Matute, su departamento trabaja en colaboración con la Consejería de Digitalización que dirige Miguel López-Valverde, en un proyecto a través de la Tarjeta Sanitaria Virtual para permitir a un paciente pedir cita médica en otro centro de salud de la región cercano con huecos libres cuando su médico de familia no esté disponible.

El plan del Gobierno de Ayuso no ha tardado en tener respuesta por parte de la comunidad sanitaria. Desde la Asociación para la Defensa de la Sanidad Pública de Madrid-FADSP, el sindicato médico Amyts(Asociación de Médicos y Titulados Superiores de Madrid), el mayoritario entre los profesionales en la región, y CCOO Madrid han cargado este martes contra la medida que prepara la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid al considerar que va en contra de la continuidad de la atención a los pacientes y supone “un paso más” en el desmantelamiento de la Atención Primaria madrileña.

Por su parte, FADSP ha emitido un comunicado en el que censura así que la Consejería de Sanidad pretenda abrir la citación en Atención Primaria “a cualquier profesional de medicina de familia de la Comunidad de Madrid independientemente del cupo y del centro de salud a que este adscrita la población”. En su opinión, este plan termina con la continuidad asistencial que la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera como una de las características básicas de Atención Primaria.

En lugar de “destrozar” este primer nivel asistencial, desde FADSP se ha recordado que debería aumentar el presupuesto sanitario, espacialmente el destinado a la Atención Primaria, reforzar los medios humanos que trabajan en ella y garantizar las urgencias y citaciones en medicina de familia en un plazo máximo de 48 horas.

Por parte de Amyts, el sindicato mayoritario de médicos ha censurado la medida porque considera que este proyecto da por perdida la Atención Primaria en la Comunidad de Madrid y sus valores principales, tales como la “longitudinalidad, prevención, relación interpersonal médico-paciente y cuidado de la sociedad en su conjunto”.

En este sentido, Amyts ha remarcado que numerosos estudios han demostrado que ser atendido por el mismo médico de Atención Primaria reduce la mortalidad hasta en un 30%, las visitas a Urgencias e ingresos hospitalarios.

Con este proyecto que la Comunidad quiere extender a todos los centros de la región, según Amyts, se está poniendo “un parche” en lugar de ir a la raíz del problema, el “déficit estructural de personal médico en Atención Primaria”. “La Comunidad de Madrid confunde la ‘inmediatez’ con la accesibilidad y los resultados en salud”, ha lamentado en un comunicado.

También Comisiones Obreras Sanidad Madrid ha criticado la medida y la ha tildado de “aberración” y “nueva ocurrencia” del Gobierno regional, a la vez que ha denunciado “que pone en jaque la esencia de la Atención Primaria, atenta contra la salud de la población y contra el modelo del primer nivel asistencial sanitario”.

“Se trata de una aberración sin fundamento científico y mucho menos ético, dado que atenta contra la salud de la población y contra el modelo de Atención Primaria, fundamentado en la continuidad asistencial de las personas usuarias, es decir, atención mantenida en el tiempo por tu médico de familia o enfermera, lo que ha demostrado que reduce la mortalidad y la morbilidad y mejora los resultados en salud”, ha indicado Sergio Fernández, responsable de Sanidad Pública de CCOO.

El sindicato considera que esta propuesta supondría retroceder 30 años en el modelo actual de Atención Primaria. CCOO señala que lo que hace falta es una financiación suficiente hasta alcanzar el 25% del presupuesto sanitario regional, incrementar las plantillas en todas las categorías, especialmente de Enfermería, y unas condiciones dignas y atractivas en este sector público para evitar la fuga de profesionales y talento.

Mientras prepara este plan, la Comunidad de Madrid se ha opuesto a la propuesta del Ministerio de Sanidad de que los trabajadores puedan “justificar una enfermedad leve” mediante “una declaración responsable”, sin necesidad de acudir al centro de salud, sobre todo durante los periodos de saturación de los centros de salud por los picos de la gripe y el coronavirus. Esta medida que rechaza el Gobierno de Ayuso ha sido bien acogida por parte de los sanitarios para evitar carga burocrática que en muchos casos colapsa los centros de salud.

Fuente: Fátima Caballero en eldiario.es
Foto: Vecinas apoyan el encierro médico en la Asociación Vecinal de Manoteras | Álvaro Minguito

También podría interesarte