Caos en el «Gómez Ulla» ante la llegada de evacuados por el coronavirus

CCOO denuncia “descontrol, desinformación, improvisación y confusión” en el Hospital de la Defensa.

Un escrito sin membrete ni firma oficial en un escondido tablón del Servicio de Urgencias y una caja de cartón con rótulo “kit de coronavirus” depositada en una habitación de aislamiento que dispone de una sola cama.

A esto se reduce la información que el personal del Hospital de la Defensa Gómez Ulla ha recibido hasta el momento el personal ante la previsión de traslado de los españoles evacuados desde Wuhan (China) por el coronavirus.

Delegados de CCOO de Madrid han constatado el caos que reina en el centro hospitalario y denuncian “el descontrol, la desinformación y la confusión” a la que la dirección de este hospital, que depende del Ministerio de Defensa, está sometiendo a su personal sanitario.

La primera noticia que recibieron sobre el protocolo coronavirus 2019-nCoV para la actuación del personal de Urgencias fue el martes 28 de enero, con ese escrito situado en una zona de poco tránsito y a la que no tiene acceso prácticamente el personal. Los trabajadores aseguran que nadie les informó de ese “kit de coronavirus” con el que se toparon casi por casualidad.

Además, la persona encargada de la guardia de alerta, en caso de que sea necesario activar a la Unidad de Aislamiento de Alto Nivel (UAAN) en el Gómez Ulla, está en manos de una bióloga que no está adscrita a dicha unidad de aislamiento para enfermedades infecciosas y que, hasta hoy, no ha informado de dicho protocolo de activación ni al personal de Urgencias, ni a los adscritos a la UAAN, afirma el sindicato.

Este mismo jueves se ha convocado una reunión para el personal de la UAAN y otra para informar a los trabajadores de nuevas contrataciones de personal de refuerzo. Esta unidad está situada en la planta 22 del hospital y, sin embargo, el centro está habilitando para la posible llegada de los evacuados en la planta 17, “lo que ante la desinformación y la falta de transparencia contribuye a generar una mayor inquietud entre la plantilla del personal sanitario y no sanitario”, señala CCOO.

La “intranquilidad” ante la activación de la alerta por coronavirus también se ha manifestado entre el personal de enfermería al que han solicitado suministro de medicamentos a la planta 17, “sin concretar de que tipo, ni qué cantidad, ni con qué motivo o criterio deben elaborar el pedido”.

A todo esto se une la saturación en Urgencias por el pico de gripe. Desde el pasado 1 de enero de 2020, la dirección del hospital decidió la disminución de facultativos de guardia de Medicina Interna en Urgencias, lo que unido a la posible derivación de facultativos de esta especialidad a la atención de los evacuados (dos facultativos civiles de Medicina Interna están adscritos a esa unidad en caso de que se active) puede contribuir a una posible deficiencia en la prestación asistencial.

Con todo, la dirección del hospital ha trasladado este mismo jueves a los trabajadores que considera que va a existir un pico de producción, pero que en ningún caso ha sido oficialmente asociado al coronavirus, y que por ello van a proceder a realizar 33 nuevas contrataciones, por periodo de un mes, de personal de enfermería y celadores.

Información e imágenes facilitadas por CCOO de Madrid
Fuente: nuevatribuna.es Foto Portada: @carabanchelnet

Y tú que opinas sobre este artículo?

avatar
  Subscribe  
Notify of