El Gómez Ulla no tiene trabajadores/as sociales para atender a 110.000 personas de la Sanidad Pública madrileña

CCOO reclama la contratación inmediata de personal en esta categoría que evite la desatención de la ciudadanía que tiene el centro como hospital de referencia

El Hospital de la Defensa Gómez Ulla no tiene, desde hace meses, trabajadores/as sociales para atender a una población civil asignada de más de 110.000 pacientes. Este centro es el hospital de referencia de madrileños y madrileñas de los barrios de Aluche. Carabanchel o Latina, en virtud de un convenio de colaboración entre el Servicio Madrileño de Salud (SERMAS) y el Ministerio de Defensa. El acuerdo incorpora al Hospital de la Defensa a la labor asistencial de la Sanidad Pública en la Comunidad de Madrid, aunque administrativamente no dependa del Gobierno regional.

CCOO puso en conocimiento de la Dirección del hospital y del Ministerio de Defensa, la falta de trabajadores/as sociales, una plantilla, históricamente insuficiente, de cuatro trabajadores/as sociales hasta septiembre de 2021, que ha quedado reducida, por diversos motivos, a solo uno, y que actualmente está de baja laboral. Ante esta coyuntura, los responsables no han tomado las medidas necesarias, salvo la de prever un único contrato eventual de seis meses, a fecha de hoy sin convocar.

La plantilla actual es muy inferior a lo recomendado, tal y como recogen los estándares aprobados para los hospitales de la Comunidad de Madrid que contemplan un trabajador/a social por cada 70 camas. La situación se ha agravado con la reciente puesta en funcionamiento de la Unidad de Psiquiatría Infanto-Juvenil que, por sí sola, requiere de un profesional social dedicado en exclusiva a este servicio.

Pésima atención

El resultado de la manifiesta insuficiencia de la plantilla es una pésima atención integral a la ciudadanía, tanto a enfermos como familiares, y, además, un elevado nivel de estrés y desasosiego que ha soportado la única trabajadora social con la que cuenta el centro, actualmente de baja.

Desde CCOO reclamamos una actuación urgente para resolver una situación que es insostenible y que continuamente se ha puesto en conocimiento de la Dirección y del Ministerio de Defensa, cuya reiterada inacción ha llevado a una situación límite que afecta seriamente a los/las pacientes y sus familiares.

Es indispensable la intervención de estos/as profesionales, incluso para continuar con tratamientos médicos o con otro tipo de asistencia sanitaria. El sindicato reclama la contratación inmediata de personal que cubra al menos las plazas de los cuatro trabajadores/trabajadoras sociales que prestaban servicio en el centro hasta septiembre de 2021.

Fuente: ccoo.es

carabanchelCCOOHospital Gomez Ullasermastrabajadores sociales