Carabanchel 34 competirá por dos prestigiosos premios de arquitectura: el Premio Obra del Año y el Mies van der Rohe

  • Se trata de los galardones Mies van der Rohe, que concede la Comisión Europa y la Fundación Mies van der Rocha, y el Premio Obra del Año de la Plataforma Arquitectura, la web de arquitectura escrita en castellano más visitada del mundo
  • Los proyectos Carabanchel 34 y Nuestra Señora de los Ángeles 1 de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo competirán por llevarse estos reconocimientos

El Ayuntamiento de Madrid, a través de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS), estará representado en las próximas ediciones de dos prestigiosos premios de arquitectura: el Mies van der Rohe, que concede cada dos años la Comisión Europa y la Fundación Mies van der Rocha; y el Premio Obra del Año de la Plataforma Arquitectura, la web de arquitectura escrita en castellano más visitada del mundo. Dos de los proyectos de la EMVS: Carabanchel 34 y Nuestra Señora de los Ángeles 1 competirán por llevarse estos galardones.

Carabanchel 34 es una promoción de 25 viviendas protegidas en alquiler. Es la primera promoción de vivienda pública de toda la comunidad de Madrid que ha recibido el certificado ‘Passivhaus’, un estándar de construcción creado en 1988 por el físico alemán Wolfgang Feist y el sueco Bo Adamson que responde a un determinado tipo de diseño que busca reducir al máximo la energía necesaria para su climatización, logrando así un importante ahorro en la factura energética de sus residentes.

Carabanchel 34, construido por el estudio Ruiz-Larrea & Asociados, es uno de los 449 proyectos de 41 países que compiten en el Mies van der Rohe, también conocido como el Premio de Arquitectura Contemporánea de la Unión Europa.

El objetivo del galardón es llamar la atención sobre la importante contribución de los arquitectos europeos al desarrollo de nuevas ideas y tecnologías. Igualmente, ofrece a los ciudadanos y las instituciones públicas una oportunidad para un mejor entendimiento del papel cultural de la arquitectura en la construcción las ciudades europeas. El premio se dará a conocer en abril de 2022.

Los cinco principios que rigen una construcción ‘Passivhaus’ (excelente aislamiento térmico, carpinterías de altas prestaciones, ausencia de puentes térmicos, hermeticidad del aire y ventilación mecánica con recuperación de calor) hacen de un edificio de consumo energético casi nulo.

El segundo proyecto de la EMVS que concurre a un premio es Nuestra Señora de los Ángeles 1, más de 1.200 viviendas que se están levantando en el ‘ecobarrio’ de Puente de Vallecas. Opta a los premios Obra del Año 2021 de la Plataforma Arquitectura, fundada en marzo de 2008 como una fuente continua de información online dirigida a una creciente comunidad de miles de arquitectos que buscan las últimas noticias de arquitectura. En la decimotercera edición de este galardón el proyecto de la EMVS, realizado por el estudio Camacho García, es uno de los nominados en la categoría de Arquitectura Residencial. Los ganadores se conocerán en abril de este año.

Nuestra Señora de los Ángeles 1 (NSA1) es una promoción de 101 pisos distribuidos en siete plantas concebido como un proyecto de ‘viviendas permanentes’, que podrán adaptarse a las necesidades cambiantes de las familias que las habiten gracias a una distribución de los espacios que agrupa los usos no móviles (baños, tendederos o cocinas) por un lado y libera el resto, permitiendo modificaciones sin necesidad de grandes obras.

NSA 1 es una de las doce promociones que forman parte del ‘ecobarrio’ de Vallecas, un proyecto de 1.200 viviendas que el Ayuntamiento de Madrid empezó a diseñar en 2009 y en el que los vecinos podrán disfrutar de un moderno sistema doble de recogida neumática de residuos y de producción de agua caliente tanto para consumo como para calefacción bautizado como ‘District Heating’.

El primero, la recogida neumática, permitirá retirar los residuos de toda la colonia residencial en 45 minutos. Mediante 90 compuertas para tirar la basura repartidas en todos los portales y una compleja red de tuberías y turbinas, un sistema de aire será capaz de mover cuatro toneladas de desechos cada día, que irá a una central de recogida donde se separará por el tipo de residuo. Es el primer sistema de este tipo que se pone en marcha en la capital. ¿Las ventajas? No hay contenedores en la calle, se evitan malos olores y se mejora la recogida selectiva.

En cuanto al segundo, la producción de calor se realizará en una central donde se ubican dos calderas de condensación de alta eficiencia, con una potencia total de 3,2 MW. El agua caliente generada a una temperatura de 80ºC se distribuye a través de seis circuitos independientes hacia las promociones. Las principales ventajas son que no existe gas ni combustiones en el interior de las viviendas, los vecinos pueden elegir la temperatura y el horario de su calefacción de manera individual y la factura se reduce una media del 50 %. Fuente: AytoMadrid

arquitectura de autorcarabanchel34Mies van der RohePremio Obra del Año