Ayuso inicia su asalto a Telemadrid

La reforma de la ley de Radio Televisión Madrid que se aprueba este jueves con la mayoría de PP y Vox será la primera norma que Ayuso sacará adelante como nueva presidenta de la Comunidad de Madrid tras el 4M

En la nueva –y corta– legislatura que Isabel Díaz Ayuso afronta al frente de la Comunidad de Madrid, la presidenta madrileña tenía un objetivo claro: controlar Telemadrid. Menos de un mes después de su toma de posesión tras los comicios del 4M, Ayuso culminará un plan que comenzó a fraguar desde que aseguró –solo unos meses después de ser investida por primera vez en 2019– que era la única presidenta que “tenía una televisión que le es crítica “. La mayoría de PP y Vox en la Asamblea de Madrid dará luz verde este jueves a la reforma de la ley de Radio Televisión Pública que como principal objetivo tiene tumbar a la dirección actual de la cadena y hacerse con el control del ente.

Será la primera ley de la nueva era de Ayuso que se apruebe en el Parlamento regional. La presentación hace tres semanas el Partido Popular y como tenía previsto –gozan en solitario de la mayoría en la Mesa de la Asamblea– llegará al primer pleno de la legislatura, previsto para el 8 de julio. Para ahorrarse trámites, los populares presentan la norma por lectura única lo que les ha permitido saltarse su presentación en comisión y las enmiendas de la oposición. El director actual del ente, José Pablo López, saldrá de Telemadrid previsiblemente el próximo lunes, según confirman a este diario fuentes del PP.

Tumbar a la actual cúpula del ente público es el objetivo principal de la reforma impulsada por Ayuso, a juzgar por su redacción. La proposición de ley establece la limitación del mandato a cuatro años, frente a los seis actuales, por lo que el cambio de López será inminente al recibir cumplido ya ese plazo. Además, el texto presentado por el PP permite nombrar una nueva dirección de forma temporal con la mayoría absoluta de PP y Vox, hasta que haya consenso entre los grupos de la Cámara para elegir una nueva. Si nunca llega ese acuerdo, continuaría la dirección nombrada por la derecha, algo similar a lo que ocurre con la renovación del Consejo General del Poder Judicial o del Defensor del Pueblo, que el partido de Pablo Casado sigue bloqueando en el Congreso de los diputados.

La norma registrada por el PP introduce además otra modificación para la elección del Consejo de Administración del ente. Hasta ahora era elegido por la Asamblea de Madrid y por profesionales del sector. Estos últimos elegían un cinco de los nueve que lo componen. Con la reforma presentada por el PP quedará en manos exclusivamente de los grupos parlamentarios la elección del consejo, para lo que PP y Vox suman una amplia mayoría con 78 de los 136 diputados que forman el arco parlamentario. El control de la derecha también aquí será absoluto.

Vox es la otra pieza que permitió al PP hacerse con el control de Telemadrid, al igual que ocurrió durante los gobiernos de Esperanza Aguirre. La portavoz de la formación de extrema derecha, Rocío Monasterio, aseguró hace unos días que no dará su voto favorable a la modificación de la  Ley de Radio Televisión Madrid  (RTVM) propuesta por los populares, pero la realidad es que Ayuso solo necesita su abstención para sacar adelante la norma ya que cuenta con más escaños que las tres izquierdas juntas –65 frente a 58–.

Monasterio defendió que la nueva ley “no cumple con nada” de lo que exige su formación para la cadena pública y aseguró que esta proposición no desea que se cumplan los objetivos de ser una cadena “neutral y austera”. Pese a reconocer que la intención de los populares es el control de la televisión pública y su queja sobre que nadie les ha llamado para negociar la norma, en el PP no hay dudas de que la formación de Santiago Abascal se abstendrá este jueves y permitió su aprobación por mayoría simple.

La reforma de la ley supone una enmienda a la totalidad de uno de los proyectos estrella del anterior gobierno de Cristina Cifuentes. Entonces, PP y Ciudadanos –estos últimos en la oposición– impulsaron una norma para despolitizar el ente. Una de las personas encargadas de defender el proyecto en el PP fue la propia Díaz Ayuso. “No considero que tenga que ser lo público quien controle lo público, porque al final se convierte en un círculo perverso de gasto innecesario y, desde luego, todo alejado del control de la información”, dijo la presidenta regional en 2013, antes incluso de la llegada de Cifuentes.

Ya cuando el Gobierno regional quiso impulsar la ley, Ayuso se reafirmó: “En el caso de Telemadrid, a lo largo de los años y de los diversos gobiernos, se han cometido errores y se han cometido aciertos”, lamentaba en diciembre de 2015. Cinco años y medio después la presidenta madrileña retomará el control de la cadena al igual que hizo su predecesora Esperanza Aguirre. Más Madrid ya ha anunciado que pedirá al Gobierno central que presente un recurso ante el Tribunal Constitucional contra esta reforma, que supondrá  el relevo del actual director general , José Pablo López.
Fuente: Fátima Caballero en eldiario.es
Foto: maldita.es

Ampliación @carabanchelnet

Cuando Ayuso aseguraba que la elección del director de Telemadrid era un proceso “abierto” e “independiente políticamente”

El 19 de diciembre de 2016, la comisión de control de Telemadrid en la Asamblea de la Comunidad de Madrid daba el visto bueno a que el Pleno votara a favor de José Pablo López como director general del ente público. En aquella comisión, la actual presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, portavoz del PP, consideraba que el proceso de selección del candidato era “soberano” por ser “tan abierto y transparente y tan plural y tan distinto y tan independiente políticamente”. (fuente:maldita.es)

AyusoComunidad de Madridexternalizacionprivatizaciontelemadrid